Gestión de las pilas usadas

Contenedores de pilas

Gestión de las pilas usadas para reciclar el máximo posible de los materiales que la componen.

Quién gestiona el residuo urbano e industrial de las pilas?

Es un residuo, generalmente urbano, que conlleva ser gestor autorizado del residuo urbano considerado peligroso. La recogida inicial la realizan operarios locales o cercanos a los contenedores que hasta un máximo de 2 toneladas guardan en un almacén autorizado, luego se realiza un transporte hasta un almacén que esté autorizado para almacenar más de 2 toneladas de pilas, y se van almacenando hasta alcanzar un volumen que comporte llenar un camión con 22 toneladas de pilas, y de esta forma se realizan los viajes necesarios a una planta de transferencia o directamente de tratamiento.

El control del espacio de los contenedores donde se depositan las pilas en la vía pública o en interiores de edificios municipales lo asume la empresa municipal con la ayuda del servicio de mantenimiento local que puede ser municipal o empresa privada que tenga convenio con el municipio, comarca, área metropolitana o consorcio de residuos.

Es necesario realizar campañas de educación y sensibilización con residuos como las pilas.

Evidentemente, no podemos bajar la guardia frente al uso en ocasiones necesario y en otras desmedido de nuestros residuos domésticos, y las pilas es de los más peligrosos por su composición de metales.

Las Agencias o Juntas de Residuos que administran una extensa área de municipios y ciudades suelen orientar a los técnicos medioambientales dónde pueden conseguir los contenedores de pilas para facilitar a los ciudadanos depositar el residuo de forma selectiva.

Ecopil es una de las empresas que más innovan en contenedores de pilas de varios tamaños y si están cerca de su área de influencia realizan el mantenimiento de los contenedores, la recogida y transporte hasta una planta de transferencia que se encuentra en España.

¿Dónde  van estas pilas usadas?

Al final de su vida útil las pilas usadas una vez recogidas y transportadas a una planta de tratamiento empiezan un ciclo de recuperación.

Las pilas son llevadas a un centro de tratamiento de este tipo de material. El proceso es complicado y muy contaminante. Después de esto, las pilas siguen el protocolo establecido.  Las pilas son sometidas a un proceso mecánico con diferentes etapas de trituración bajo condiciones de refrigeración con nitrógeno. 

Después de pasar por una canaleta vibratoria y un lavado con agua se separan los metales férricos y no férricos, plástico, papel y polvo de pilas. El polvo de pilas pasa al proceso hidrometalúrgico para recuperar los diferentes metales que contiene.

 

Torrelavega contará con contenedores de recogida de pilas y baterías de móviles

La alcaldía de Torrelavega, presentó los nuevos contenedores de pilas, acumuladores y baterías de móviles que van a comenzar a instalarse en la ciudad esta misma semana.

El objetivo es facilitar y aumentar la recogida de estos elementos, que en el pasado año alcanzó los 3.320 kilos. Para ello se instalarán un total de 15 depósitos, situados en diferentes puntos tanto del centro de la ciudad como en todos los pueblos y barrios.

Según ha explicado la alcaldesa, se trata de una iniciativa con la que se complementan los programas de sensibilización y concienciación en los que el Ayuntamiento viene trabajando en los últimos años. En este sentido, Gómez Morante ha recordado la campaña ‘Apílame‘ que cuenta con la colaboración 200 comercios de la ciudad. Ahora, y con la incorporación de estos nuevos contenedores, se amplia y complementa este programa.

Este proyecto ha supuesto una inversión municipal de 7.000 euros, gracias al convenio firmado con la Asociación Española para la Recogida de Pilas, Acumuladores y Móviles (AERPAM), quien se encarga, a través de un asociado tanto de la recogida de los residuos como del mantenimiento de los contenedores.

Por último, Gómez Morante ha hecho un llamamiento a los ciudadanos para sumarse a este tipo de iniciativas ya que la participación ciudadana es imprescindible y necesaria.

Recoger pilas con publicidad

Las pilas son los residuos que provocan más problemas al medio ambiente. A penas se recoge un 15% de las pilas que se gastan. Una empresa de Granollers quiere conseguir que las pilas vayan a un contenedor para que puedan ser tratadas. Para obtener negocio, buscan patrocinadores para los contenedores.

La empresa Ecopil promotora de la idea espera que el contenedor sea un suporte publicitario alternativo.

Una sola pila no tratada debidamente  puede contaminar 600.000 litros de agua. Cada persona utiliza anualmente 8 pilas de media y en todo el país el consumo está situado en 400 millones de pilas al año, una cifra que se doblará hasta el año 2000. Son datos que hacen reflexionar sobre la necesidad que existan mecanismos de tratamiento adecuados.

contenedores con anunciosLa falta de servicios medioambientales, sobretodo en el campo de las pilas, se han basado dos emprendedores para iniciar una actividad empresarial. La empresa ha creado y patentado un contenedor con forma de pila de grandes dimensiones que ya se han instalado en algunas poblaciones. Ecopil ofrece el suministro de estos contenedores, el mantenimiento (limpieza, vaciado y transporte) y fomenta la educación adecuada respecto a los residuos mediante folletos informativos a los ciudadanos.

La tarea se verá reforzada con una planta de reciclaje de pilas en la comarca del Bages.

Los sistemas existentes hasta la fecha permiten recoger entre un 15% y el 20% de las pilas que se consumen en Cataluña. La nueva aportación de la empresa de Granollers permitirá que esta recogida suba hasta un 60%.

Los ingresos de Ecopil se obtendrán de la publicidad que consigan poner en los contenedores. Una publicidad diferente de los soportes tradicionales.

Esta posibilidad es posible en poblaciones de más de 15.000 habitantes, un soporte interesante para los anunciantes.